Exigen justicia para la niña que murió en PJC

25

PEDRO JUAN CABALLERO (Gilberto Ruiz Díaz, corresponsal). Un grupo de madres que forman parte del Movimiento Feminista de las ciudades de Pedro Juan Caballero y Ponta Porã marcharon ayer por la calles de esta ciudad y luego se concentraron frente al Palacio de Justicia local, donde se manifestaron exigiendo justicia para la niña de siete años que murió a causa de las heridas que sufrió al ser sometida sexualmente por su propio padre. Este tipo de hechos se produce porque hay impunidad, por lo que el grupo de madres exigió que haya tolerancia cero con los violadores.

Ruth Soria, una de las integrantes del Movimiento, expresó que las niñas y adolescentes están permanentemente expuestas y que los hechos en su mayoría quedan impunes. “Fruto de esa vulneración de los derechos humanos, muchas niñas y adolescentes se convierten en madres, situación que puede costarles la vida, por lo que exigimos cero tolerancia hacia los abusadores”, dijo.

En otro momento, indicó que los niños tienen derecho a que se les cuide y, por sobre todo, a recibir educación sexual, que no significa enseñarles a tener relaciones sexuales, sino a conocer cada parte de su cuerpo, conocer que eso es sagrado y que aprendan a denunciar.

“A veces subestimamos a los niños, pero ellos son mucho más inteligentes de lo que pensamos y por eso venimos a exigir educación sexual para nuestros niños, para que este tipo de historias no se repitan. Como sociedad estamos indignados y ya no basta con repudiar estos actos por medio de las redes sociales.

No pedimos la pena de muerte ni la castración química, pero exigimos que se apliquen sanciones ejemplares como la pena máxima”, indicó.