Caso de bolívares venezolanos estaría camino al oparei en Salto del Guairá

35

El sonado caso de los bolívares venezolanos que fueron incautados en febrero de 2017 en Salto del Guairá estaría camino a la impunidad, con una resolución “amañada” de la Dirección de Aduanas, el contrato de alquiler con un “fantasma” y el sobreseimiento parcial del principal acusado.

El brasileño Joaquim Becerra Albuquerque, con el documento RG 2633339-93, fue el nombre utilizado por los defensores de Bruno José da Costa Amaral, principal procesado por contrabando, asociación criminal y lavado de dinero, en el caso de los billetes bolivarianos, para buscar su impunidad en el hecho.

Becerra Albuquerque aparece en sendas resoluciones de la Dirección de Aduanas como el único responsable de haber introducido al país las 628 bolsas de bolívares venezolanos de contrabando y, de paso, sobresee a los hermanos Bruno José, Andrés y Herilo José Da Costa Amaral del proceso iniciado por la Fiscalía. También excluye del hecho de contrabando al ya fallecido padre de los afectados, Leandro José Da Costa Neto.

Para dicha “maniobra”, Aduanas dio como válido un contrato de alquiler de vivienda que supuestamente fue firmado por Becerra Albuquerque y Leandro Da Costa, donde siete meses antes de hallazgo de los billetes, el primero alquilaba la vivienda donde se halló el gran cargamento de moneda venezolana.

La denuncia contra Becerra Albuquerque fue realizada por los propios abogados de los Da Costa Amaral, con la única intención de exculpar a sus clientes.

Finalmente, el pasado 18 de junio, en la audiencia preliminar, el juez penal de Garantías, Benito Ramón González, decidió el sobreseimiento definitivo del Bruno José Da Costa Amaral del hecho punible de contrabando. En los demás delitos que se les acusa a él y sus hermanos actualmente prófugos, que son asociación criminal y lavado de dinero, el magistrado decidió elevar a juicio oral y público.

El caso se estancó de nuevo, teniendo en cuenta que el pasado 3 de julio, el fiscal Vicente Rodríguez, quien actualmente se encarga del caso, apeló la decisión del juez, en lo relativo al sobreseimiento por contrabando.